22.2 C
Buenos Aires
HomeSociedadDe Mar del Plata a Barcelona: la trágica historia de las gemelas...

De Mar del Plata a Barcelona: la trágica historia de las gemelas argentinas

La familia decidió abandonar la ciudad bonaerense en 2020, poco antes de la pandemia. Las gemelas le decían a su abuelo que querían volver.

El salto desde un balcón, ubicado en el tercer piso, de dos hermanas gemelas argentinas de 12 años, es una tragedia que al parecer tendría un posible trasfondo de bullying. Conmocionó tanto a Cataluña, donde ocurrió, como a Mar del Plata, ciudad de donde es oriunda su familia.

Alana falleció en el acto y su hermana Leila se encuentra internada con heridas de gravedad. Enseguida se conoció la noticia, el pedido del abuelo de las niñas se hizo viral.

Gustavo Lima contó que no tenía recursos para viajar a España para reunirse con su hijo, abrió una cuenta y, en medio, recibió un llamado que lo puso en camino.

“Estoy en la ruta, lamentablemente más despacio ahora porque se puso a llover, pero estimo que a las ocho voy a estar llegando a Ezeiza”, contó a Clarín. Dijo que lo habían llamado desde Cancillería, y que después de tramitar pasaporte urgente en el aeropuerto lo ubicarían en el primer vuelo disponible. En Mar del Plata es taxista. Dijo que nunca viajó al exterior.

El abuelo de las gemelas parte esta noche rumbo a España.

Hace cerca de tres años que la familia había decidido abandonar la Argentina para mudarse a España. Según pudo saber Clarín, la madre de las hermanas trabajaba en una cafetería. 

En Mar del Plata iban a la escuela N°6, en el centro de la Ciudad, hasta que en, 2020 poco antes de la pandemia, partieron hacia España junto a sus padres, Lucas y Maia, y su hermano menor, Amadeo, que tiene 10 años.

Aquí, Lucas habia trabajado en la cocina del Hospital Interzonal General de Agudos, hasta principios de marzo, cuando había sido declarada la etapa 1 de la pandemia. María tiene ciudadanía española. Habían dejado el país como tantos argentinos “en busca de una vida mejor”.

Las gemelas, al parecer, atravesaban un mal momento al punto de querer volver a Mar del Plata. Eso, según el abuelo, era lo que le habían dicho la última vez que hablaron por teléfono, hace un mes y medio.

Lima contó que en los últimos meses una de ellas “se había empezado a cortar el pelo y se empezó a vestir como un varoncito. Ella había decidido cambiar de género. Y en la escuela le hacían bullying, la molestaban mucho”. Ella pretendía que la llamaran Ivan, no por su nombre, Alana. La llamaban “Ivana”.

Las hermanas se dejaron caer desde el tercer piso del departamento donde vivían en Sallent, una población de unos 7 mil habitantes cerca de Barcelona. Los Mossos d’Esquadra, el cuerpo de policía catalán, fue el primero en llegar al lugar. En el balcón encontraron un par de sillas que usaron para ganar altura. A un lado había cartas de cada una de las chicas.

A su abuelo, a quien las chicas siempre llamaron por su nombre, Gustavo, se le quiebra la voz al contar qué escribieron las nenas allí. “Leila dijo que si su hermana no era feliz, ella tampoco lo sería el resto de su vida. Pero dijo que no quería morirse, que la quería acompañar porque estaban juntas en todo”.

Alana, la chiquita que falleció a causa de la caída, “les pidió disculpas a todos” y, recordó Lima, “decía que no soportaba el acoso, el bullying que le estaban haciendo sus compañeros”.

Mar del Plata. Corresponsal

Noticia en desarrollo​

PS

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS